martes, 1 de enero de 2013

00:00

Se fue el doce
escupiendo sombras de ciudad

Se fue luchando
contra la desidia y el ritmo cobarde
fregando de fantasmas los museos
apuntando maneras
de pie y de frente
voz en alto

Se fue citando a los delincuentes, políticos
y hienas, banqueros, bazofia, rutina
se fue indomable y valiente

Se fue libre, sin dueño
reventando el ayer en tapices
nuevos poemas

Se fue
cantando la revolución
de todos los labios.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada