martes, 16 de agosto de 2011

Phantoms.

Los escalones asienten
como asumiendo
las sombras.

Son residuos de vida
o de muerte,
retinas.

Disparos al cielo
que nunca llegaron.

Recuerdos, pesares, salidas.
Encuentros, puñales, rutinas.

Espíritus sin alcance
que pueblan las calles,
todavía.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada